San Luis / Policiales

San Luis: Un hombre detenido por incendiar tres casas y otro por abusar sexualmente de una menor de 9 años

Ambos procedimientos fueron realizados en las últimas horas en la provincia.

El acusado de incendiar tres viviendas se apellida Aguilera y tiene 28 años de edad, indicó el personal de la Subcomisaría Distrito 22°. Efectivos policiales lo detuvieron este lunes a la tarde tras allanar su domicilio, ubicado en la zona rural de la localidad. Se supo que se secuestraron elementos de interés para la causa investigada que lo inculparían.

La medida judicial fue ordenada por el Juzgado del Crimen de Concarán, a cargo de la Dra. Patricia Besso. Aguilera sería el posible autor de haber originado el incendio de dos viviendas, ubicadas a la altura del kilómetro 22 de la Ruta Provincial N°1, campo adentro, el pasado jueves 14 del corriente. Ambas casas estaban deshabitadas y una de ellas se encontraba en construcción.

Días antes, en la misma zona, se registró el incendio de otra. Aquel día, numerarios de Policía Científica y Bomberos Oficiales realizaron las pericias correspondientes.

En cuanto al segundo caso, el procesado tiene 74 años y es un pariente lejano de la víctima, una menor de 9 años de edad.

El Juzgado Penal N° 3 dispuso dictar prisión preventiva para Chrilo Gauna, de la localidad de El Galdén, quien fue procesado por el delito “Abuso sexual con acceso carnal agravado  por resultar grave daño a la salud  física y mental, en concurso con el delito de corrupción de menores doblemente agravado por tratarse de una niña de 9 años y por mediar violencia e intimidación”. 

El padre de la menor damnificada, quién realizó la denuncia, fue quién afirmó que el acusado es un pariente lejano de la parte materna, que lo conoce de toda la vida y que iba habitualmente a su casa y solía quedarse. Fue ahí donde se produjo el abuso, mientras todos dormían la siesta, Gauna aprovechaba para acercarse a la menor y abusar de ella. En una camara Gesell realizada a la víctima, confirmó que el hecho ocurrió mientras todos dormían y en reiteradas veces, no una sola vez. Además contó que la amenazaba para que no dijera nada.

La madre de la víctima fue quién descubrió el ataque y sorprendió a Gauna después de escuchar ruidos donde supuestamente el hombre dormía y la niña jugaba.